miércoles, 16 de septiembre de 2015

Lo que no debes hacer si tienes alumnos conflictivos en clase.

Para los maestros no es nada infrecuente encontrarse en el aula con uno o varios alumnos que interrumpen la clase constantemente con comentarios fuera de lugar o bromas, muestran su desinterés total por las asignaturas, faltan al respeto a compañeros y profesores,mantienen una actitud desafiante y, en los casos más extremos, actúan con violencia verbal y hasta física. Se trata de los alumnos considerados conflictivos.
Este tipo de situaciones son complejas y muchas veces difíciles de controlar y manejar. Para solucionar este problema es necesario la implicación de todos los actores de la comunidad educativa: profesores, dirección del centro, asociación de padres (APA), de los compañeros y, por supuesto, del propio alumno conflictivo y sus familiares.
Es difícil determinar cuál es la forma de actuaciópn idónea amte la presencia de alumnos conflictivos en el aula, la experiencia demuestra que las siguientes actitudes nunca dan buenos resultados, al menos a medio o largo plazo:
- Ignorar el problema, hacer como si no pasase nada.
-Descalificar a los niños conflictivos con insultos, ironías o amenazas.
- Por supuesto, nunca se debe agredir al alumno.
- Las exclusiones de tipo: expulsar al alumno del aula, enviarlo a dirección, al patio o a su casa.
- Asignarles tareas a modo de castigo explícito o encubierto.
- Bajarles las calificaciones por mal comportamiento.
- Amenazarles con llamar a sus padres u otras medidas.
- Imponerles castigos de manera sistemática como quitarles el recreo o quedarse en el aula fuera del horario escolar.
Aunque en situaciones puntuales algunas de estas medidas puedan dar la impresión de dar buenos resultados a corto plazo, casi siempre resultan contrarpoducentes a la larga, pues acaban deteriorando el vínculo entre el niño problemático , su aprendizaje y el entorno educativo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario