jueves, 13 de octubre de 2011

Alumnos que sufren en casa

Aunque parezca mentira, hay alumnos que vienen al instituto con ganas de estar fuera de su casa. Qué pena!!.A veces viven un auténtico infierno en casa.
Cuando en la televisión escuchamos noticias de violencia de género o hacia los hijos, nos creemos que esos problemas están lejos de nuestras vidas, pero no, a veces los tenemos cerca, en el mundo de estos jóvenes y niños, que lo viven dia a dia.
Estoy muy preocupada por una alumna que tengo con estos problemas, su padre es un alcóholico y no saben como resolverlo. No lo quieren denunciar por si después él va y los mata. Viven aterrorizados, esperando que pasen las horas y se vayan a trabajar o al instituto. Esto no es vida. Cierran sus pestillos de noche y rezan por dormirse y no escuchar los porrazos y gritos insultantes que este hombre hace.
Esta adolescente con 15 años vive en una angustia. Quizás esto la marque para toda la vida.
Desde el departamento de Orientación del centro estamos muy preocupados y pendientes. Pero sin denuncia hay poco que hacer.
Ojalá nunca os encontreis en una situación como esta.

3 comentarios:

  1. Mucho animar en la TV los politiqueras para que el personal presenten denuncias, pero la realidad es que la carencia de medios para proteger al débil es más que patente. El alcoholismo no digo yo que sea castigable con el Código Penal, pero sí deberían aislarse a los individuos que se cierran en él por sistema.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Es muy triste e impactante lo que cuentas¡¡ además nos creemos que no nos va a tocar cerca y lo cierto y verdad es que nos sorprende los dramas que nos rodean.
    Tiene mucho mérito y precisamente el instituto es su medio de escape¡¡
    Como dice Nómada planetario debiera existir la manera de penar estas situaciones, es intolerable que tengan que soportar el terror diario.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Gracias por vuestros comentarios. El tema esta ahí y seguro que casos que no conocemos y los tenemos cerca.
    Esta alumna habla del tema con toda la normalidad, tiene asumida la realidad que vive y es curioso que parece que se conforma a vivir así en el terror.
    Como es una menor, desde el centro ya se ha contactado con los organismos correspondientes.Un abrazo.

    ResponderEliminar